Muriel remata a puerta en la ida del Sevilla FC-Manchester United
Previa

ORGULLO Y PEGADA EN UN DUELO ESTELAR EN EL QUE LE CLASIFICA EL EMPATE A GOLES

El pentacampeón de la Europa League convencido de ofrecer la versión de las grandes citas europeas ante el último campeón de la UEL y, además, ilusionado en repetir el empate de su última visita a Inglaterra en el inicio de la fase grupos el pasado 13 de septiembre, hace 6 meses. Si Old Trafford es el Teatro de los Sueños, debe ser esta vez el de la verdad sevillista.

El Sevilla FC quiere seguir haciendo historia de la grande en la máxima competición de clubes del mundo. Es cierto que los nervionenses nunca han ganado un partido oficial en Inglaterra en las visitas que contempla la actual Liga de Campeones. Ahí están las derrotas frente al Arsenal (3-0) en la 07/08, el Manchester City (2-1) en la 15/16 y el Leicester (2-0) en la pasada 16/17. Sin embargo, no es menos cierto que en los tres últimos duelos oficiales ante equipos ingleses en esta competición no han perdido ninguno de los tres.

Todavía en la retina del sevillismo está fresco el recuerdo de su doble cita en la fase de grupo de este año frente al pujante Liverpool de Klopp. El 13 de septiembre pasado (junto hace este martes seis meses) le sostuvo el pulso en Anfield remontando con gol de Correa el resultado adverso que había abierto Ben Yedder; 2-2. En la vuelta en Nervión, se volvió a vivir otra página mágica e inolvidable al igualar 3-3 el 0-3 de los ingleses al descanso, con goles de Ben Yedder (2) y Pizarro en el descuento. La frase más repetida de las crónicas de entonces fue: el Sevilla tiró de orgullo.

Los tres duelos este año ante equipos ingleses en la Champions terminaron en empate, dos de ellos a goles, el tanteo que clasifica al Sevilla

A dicho cruce se unió el pasado 21 de febrero, el encuentro estelar ante el Manchester United -primer duelo oficial entre ambos clubes- en el que los de Montella no sólo mantuvieron el tipo, sino que merecieron ganar al menos por la mínima. El 0-0 final certificó que todo se jugaría en Old Trafford. El Sevilla no ganó, pero tampoco perdió. Aval que justifica calibrar que, con orgullo y con pegada, el pase es posible. Le vale empatar a goles, aunque el reto es ganar.

El pentacampeón de la Europa League tiene el poso y el gen competitivo suficiente para tirar de oficio y argumentos futbolísticos para mirar a los ojos a los de Mourinho, que sumó el curso pasado su primer título en dicho torneo. El fútbol luego dictará sentencia, pero los de Montella están convencidos de dar la versión de las grandes citas europeas. Y, si la verdad del fútbol son los goles, hay que tener entre ceja y ceja marcar para provocar las dudas en el rival. Aunque el United también lo haga, el intercambio de golpes favorece a los sevillistas.

El belga Lukaku (4) y Rashford (3) son arma letal atacante, mientras Ben Yedder suma 6 goles. Nadie más de ambos equipos lleva más de un gol

Es relevante resaltar que los de Mourinho tienden a guardar su parcela y busca sorprender a la contra. De hecho, sólo han encajado en Champions tres goles: dos del CSKA de Moscú y uno del Basilea, en una cita ya de trámite. Suma 12 tantos a favor, siendo el gigante belga Lukaku (4) y Rashford (3), sus dos artilleros más letales; Martial, Blind, Mkhitaryan y Fellaini, han hecho un gol cada uno. El Sevilla FC también ha marcado 12, Ben Yedder (6) y Correa, Ganso, Banega, Lenglet, Pizarro y Kjaer, uno. Muriel no se ha estrenado en la Champions. El hándicap son los 12 goles encajados. Un dato curioso es que José Mourinho, de sus 69 partidos en Champions, sólo ha perdido 7, aunque cinco de ellos contra equipos españoles.

Jugar en el llamado Teatro de los Sueños incita a despertar y disfrutar de la verdad del fútbol

En el llamado Teatro de los Sueños hay que tener los pies en el suelo y jugar a la verdad del fútbol. Pelear cada balón como si fuera el último y mostrar una verticalidad que pueda hacer daño al rival. Es decir, junto al orgullo y el ADN sevillista, la gran cita requiere intensidad, más velocidad y sobre todo total concentración para evitar errores atrás y no tener que nadar contracorriente. La sesión será única y está servida. Es en el momento justo y el sitio adecuado para vivirlo y disfrutarlo. Y el Sevilla FC estará ahí para realzar su grandeza.

 

Departamento de Comunicación